• WITPM Admin

5 consejos para proporcionar una formación de la máxima calidad

Cuando los diseñadores instruccionales nos enfrentamos al diseño de materiales didácticos y recursos formativos, no solo debemos considerar el perfil de sus destinatarios, en su mayoría profesionales en activo, para poder ofrecerles un producto adecuado. ¿Qué otras cosas debemos tener en cuenta para garantizar la máxima calidad en la enseñanza?



Estos son los 5 consejos que te ofrecemos desde WITPM.


Consejo 1

Ofrece una formación híbrida y que sea el cliente quien escoja cómo prefiere vivir su experiencia de aprendizaje.


Desde que la pandemia de COVID-19 hizo su aparición, la prestación de servicios a través de medios digitales no ha hecho más que acelerarse. Ahora estamos en un momento en el que ya vislumbramos un camino de vuelta a la normalidad, gracias a la adopción masiva de medidas de prevención como el distanciamiento social o el uso de mascarillas, y sobretodo, la inminente llegada de las vacunas que aseguran inmunidad frente a la enfermedad.


A pesar de este hecho, muchos clientes van a a seguir siendo cautelosos por mucho tiempo, tal vez años, mostrándose reticentes en volver a una enseñanza presencial.


Por este motivo, como diseñadores instruccionales, debemos preparar y organizar al menos las 3 modalidades que hoy en día se espera que ofrezca un centro de formación:

  • Modalidad presencial: el curso se imparte en una sala del centro o en casa del cliente. Se trataba de la modalidad imperante en la época pre-Covid y se retomará en parte en la era post-Covid.

  • Modalidad por videoconferencia: el curso se imparte a través de internet, en directo con un formador. Esta modalidad reproduce la clase presencial, ofreciendo las ventajas de seguir la clase desde casa, disfrutar de una mejor visualización de los contenidos en la pantalla y una organización del turno de preguntas y de la participación más efectiva.

  • Modalidad e-learning: el alumno tiene acceso a una plataforma donde se hospedan los contenidos del curso, y aprende a su propio ritmo. Existe la figura del formador que en este caso actúa como facilitador del aprendizaje, resolviendo las dudas y evaluando a sus alumnos. Así mismo, se fijan unos plazos para que el alumno entregue ejercicios y trabajos como resultado de su aprendizaje.

Consejo 2

Cuida a los formadores que van a impartir los cursos que has diseñado.


No te conformes con enviarles por correo electrónico los materiales didácticos junto con una nota que diga "leer y memorizar". ¡Nadie se sentirá a gusto si haces eso!

En nuestra opinión, cuidar significa hacer dos cosas importantes: debes conseguir que los formadores se sientan acompañados a lo largo de todo el camino, y debes permitir que puedan expresarse con su propia voz. El efecto combinado de estas dos acciones es que hagan suyo el aprendizaje y disfruten con la experiencia. Por supuesto, esto tiene una repercusión positiva en los alumnos que reciben la formación.


Como ejemplo de qué podemos hacer en los ámbitos Acompañar y Voz propia, te contaremos algunas acciones que llevamos a cabo en WITPM:


Acompañar

  • Guardamos todos los recursos para impartir la formación en un único lugar (en la zona privada del sitio witpm.org). Los recursos siempre están actualizados y los formadores pueden acceder a ellos cuando lo necesiten y desde cualquier dispositivo. Los recursos incluyen tanto materiales didácticos como consejos y guías para impartir la formación.

  • Enviamos una newsletter a los formadores con las novedades y actualizaciones de nuestros productos formativos.

  • De forma periódica, impartimos una formación a formadores en modalidad e-learning. Esta formación sirve para obtener la acreditación como formador y asegurar que todos los aspectos importantes de WITPM quedan perfectamente asimilados.

  • Los formadores pueden contactar con nosotros para aclarar dudas y resolver cualquier problema.

Voz propia

  • El curso oficial WITPM ofrece la suficiente flexibilidad para que los formadores puedan presentar sus propios ejemplos, ejercicios y casos de estudio basados en su propia experiencia. De este modo, cada formador ofrece una experiencia de aprendizaje más personalizada y aporta un valor añadido que va más allá de los contenidos estándar.

  • Ofrecemos a los formadores, en calidad de expertos, la posibilidad de participar en el blog de WITPM con su propia firma. De esta forma, podemos ofrecer a nuestros lectores un rango de temas más amplio y rico dentro del mundo de la gestión de proyectos IT.

  • En calidad de miembros del sitio witpm.org, los formadores pueden publicar un perfil de presentación que es visible para los centros de formación homologados. El formador puede añadir texto, imágenes y vídeos para explicar quién es. También se muestran sus contribuciones al blog de WITPM.

  • Ofrecemos a los formadores la posibilidad de que nos den un feedback sobre los cursos que imparten y hacer recomendaciones sobre el refinado y la evolución de los productos formativos que ofrece WITPM.

Consejo 3

Facilita la vida a las personas que forman parte de tu ecosistema: alumnos, formadores y centros de formación.


Podríamos pensar que, una vez producidos los materiales didácticos y recursos formativos, nuestra labor ha concluido y que la responsabilidad de su distribución y buen uso recae en otros. En parte es verdad, pero todos te agradecerán que les eches una mano, dentro de tus posibilidades.


Te pondremos dos ejemplos sobre cómo ayudamos a nuestro ecosistema desde WITPM.


Ejemplo 1

Los alumnos pueden descargar cómodamente los contenidos del curso oficial desde el sitio witpm.org, sin necesidad de que estén registrados. Para ello, cuentan con un servicio de descarga de contenidos. De este modo, los profesores y los centros de formación no tienen que preocuparse por distribuir los contenidos a los alumnos.


Ejemplo 2

En el sitio witpm.org, proporcionamos un espacio virtual de encuentro en el que los centros de formación homologados y los formadores acreditados pueden contactar y conocerse. Los centros puede ver el perfil de los formadores que hayan autorizado su publicación.



Consejo 4

Fomenta la participación de los alumnos.


El modelo "masterclass" en el que un docente expone un discurso sin interrupción frente a una audiencia de oyentes pasivos, produce aburrimiento y desincentiva el aprendizaje. Tal y como ha demostrado la neurociencia, el cerebro humano no puede mantener la atención de forma continua más allá de quince o veinte minutos. ¡Esta es la razón por la que las charlas TED están limitadas a esta duración!


Para paliar este efecto, la formación debe incluir de forma frecuente elementos que llamaremos interactivos (en el sentido que promueven la participación de los alumnos). Estos elementos puede presentarse bajo la forma de ejercicios cortos, ejemplos prácticos e incluso debates.


El debate es un elemento interactivo ideal para recoger el feedback de los alumnos sobre una gran diversidad de temas. Y cumple otra finalidad importante: permite al alumno expresarse sobre temas de su trabajo que le preocupan. Si escuchamos su opinión, el alumno se sentirá reconfortado y en una mejor disposición para aprender.



Consejo 5

Reconoce el esfuerzo y premia los logros de los alumnos.


Tenemos que ser conscientes de las necesidades de los alumnos cuando han decidido iniciar una formación. Por un lado, necesitan adquirir un conocimiento que les permita mejorar la calidad de su trabajo y por el otro, necesitan acreditar dicho conocimiento frente a sus jefes o empleadores.


Si descuidamos la segunda necesidad, acreditar la formación, el alumno puede sentirse desvalido y con menos posibilidades de enriquecer su curriculum y aspirar a puestos de mayor responsabilidad y/o mejor remunerados. Este inconveniente podría hacer desistir al alumno y renunciar a la formación propuesta.


Y puestos a cubrir esta necesidad, no produce el mismo efecto un certificado de asistencia al curso emitido por el centro de formación, que una certificación reconocida, obtenida mediante la realización de un examen oficial y sustentada por una marca reconocible en el mercado.


Si estamos en el caso de que existe una certificación, como sucede en WITPM, como diseñadores instruccionales, no solo nos ocuparemos de los materiales didácticos y recursos formativos, sino que también participaremos activamente en la confección de las preguntas del examen que acompañe a dicha certificación. Esto indudablemente implica más trabajo, pero el esfuerzo vale la pena si conseguimos satisfacer más ampliamente las necesidades de los alumnos.